Miércoles, 19 de Noviembre 2008
Vengo de la Casa del Alentejo donde he participado en una sesión de solidariedad con la lucha del pueblo palestino por su plena soberanía contra las arbitrariedades y los crímenes de que Israel es responsable. Allí dejé una propuesta: que a partir del 20 de enero, fecha de la toma de posesión de Barack Obama, la Casa Blanca sea inundada de mensajes de apoyo al pueblo palestino y en los que se exija una rápida solución del conflicto. Si Barack Obama quiere libertar a su país de la infamia del racismo, que lo haga también en Israel. Desde hace sesenta años el pueblo palestino está siendo fríamente martirizado con la complicidad tácita o activa de la comunidad internacional. Ya es hora de que acabemos con esto.

publicado por Fundação Saramago
Enlaces
Buscar
 
Entradas recientes

Soy tan pesimista que cre...

Não são os políticos os q...

[Não escrevo] por amor, m...

Homem novo

Problemas de hombres

En el centenario de Álvar...

Dona Canô

El Perro da tres vueltas

El aviador que salvó Bada...

"Entra, has encontrado tu...

Archivo

Septiembre 2013

Mayo 2013

Abril 2013

Febrero 2013

Diciembre 2012

Agosto 2012

Mayo 2012

Abril 2012

Febrero 2012

Enero 2012

Diciembre 2011

Noviembre 2011

Octubre 2011

Septiembre 2011

Agosto 2011

Julio 2011

Junio 2011

Mayo 2011

Abril 2011

Marzo 2011

Febrero 2011

Enero 2011

Diciembre 2010

Noviembre 2010

Octubre 2010

Septiembre 2010

Agosto 2010

Julio 2010

Junio 2010

Mayo 2010

Febrero 2010

Enero 2010

Diciembre 2009

Noviembre 2009

Octubre 2009

Septiembre 2009

Agosto 2009

Julio 2009

Junio 2009

Mayo 2009

Abril 2009

Marzo 2009

Febrero 2009

Enero 2009

Diciembre 2008

Noviembre 2008

Octubre 2008

Septiembre 2008

Categorias

todas as tags

Suscribir RSS